ESCUELAS DE MISTERIOS (Sexta parte El Compromiso)

Tanto las religiones como las Escuelas de Misterios cuentan con espacios para hacer públicos algunos de sus eventos, otros se realizan a puerta cerrada, siendo exclusivo su acceso a los miembros de la misma, en otros de índole más sacro solamente se encuentran presentes los miembros de determinada jerarquía.

La iniciación de las Escuelas de Misterios (religión esotérica) siempre es un evento cerrado, es decir, solo pueden estar presentes los miembros de ella. La iniciación religiosa exotérica es un evento público, gente creyente en la fe puede o no accesar, sin embargo, la religión cuenta con eventos cerrados como cuando se elige a un papa. Cuando se es iniciado de una Escuela de Misterios debe imperar un elevado sentido de discreción, si se opta por decir abiertamente que se pertenece a tal o cual organización iniciática es porque se sabe defender con dignidad cualquier ataque, resolver con maestría las dudas de los curiosos y porque se es un útil ciudadano.

En esta era digital todo empieza a derrumbarse cuando se pone en el perfil de las redes sociales indiscreciones sobre la pertenencia a una Casa de Vida, sin mostrar congruencia en la vida diaria. Nefasto.

Ser miembro de una escuela iniciática debe ser un verdadero honor, pues no todos tienen lo necesario para estar entre sus filas. Cualquiera que cumpla con la formalidad del proceso de iniciación puede organizar una escuela iniciática, pero no por ello ser miembro, fundador o dirigente de una fidedigna Escuela de Misterios. En la masonería es lo que pasa muy a menudo. Para forjar una organización iniciática o Escuela de Misterios muchos se conforman con el simple hecho de tener buena memoria, retener datos de libros, fechas, etc, es decir, de manera intelectual transmiten lo que saben. Pero los Maestros transmiten lo que son. Amplia diferencia.

Tomar la decisión de iniciarte en un Escuela de Misterios genera un cambio absoluto en tu vida. El conocimiento de sí mismo no se logra perdiendo el tiempo en la infinidad de distracciones que ofrece el mundo. Tu vida dejará de pertenecerte para ser del servicio. Sufrirás mucho pues te enfrentaras contra ti mismo, el peor de todos y tu mejor amigo al mismo tiempo. Tendrás el triple de responsabilidades, social y espiritualmente hablando, que aquel que desconoce los misterios. Serás señalado por muchos como loco, fanático e incluso anti social, pues dejará de importante la vida galante, desenfrenada y vacía que llevan los que desconocen el significado de la vida. Tendrás conflictos con tu familia de carne, con tu pareja e incluso contigo mismo, pues ciertamente habrá un antes y un después de haber sido iniciado. Dudarás de todo hasta la de la existencia del Ser Supremo y más importante aún, ¡de tus propias capacidades! ¿Todo para qué?; para ser cada vez más útil a ti mismo, al semejante y al creador. ¿Vale la pena? Eso tendrás que descubrirlo tu mismo.

La vida iniciática no es una invitación que alguien te hace, pues responde a un llamado interno. De tal manera que quien guste pertenecer a cualquier Escuela de Misterio deberá bastar con tan solo tocar sus puertas.

Es por ello que en el Gran Oriente Origen 7 no necesitas tener una amigo o familiar masón, tampoco tener riquezas o poder social, eso lo adquirirás cuando conozcas la enseñanza, porque ¿de qué sirve tener poder y riquezas si vives apegada a ella? ¿De que sirve ser amo si vives esclavo de tus miedos?

 

Guiándote al Camino entrarás en el Sendero.

MANAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.